Desafíos y oportunidades para la producción sostenible de soja

Desafíos y oportunidades para la producción sostenible de soja

Buenos Aires, 18 de mayo (PR/22) .- En el día de ayer se llevó a cabo la apertura del Congreso Mercosoja 2022, organizado por Embrapa, bajo el lema “Los Desafíos para la producción sustentable en el Mercosur”, que se extiende hasta el 19 de mayo. El acto contó con la presencia del vicepresidente de Brasil, Antonio Hamilton Mourão, quien definió al sector agroindustrial como el principal motor del desarrollo del país, con el desafío de impulsarlo y hacerlo crecer. Además, exigió al Congreso, leyes que disminuyan los impuestos e hizo referencia a agregar más valor a las exportaciones, garantizando a su vez más inversiones logísticas que den mayor competitividad al productor.
En este sentido, Hamilton Mourão propuso fortalecer el Mercosur para que sea la “OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo)” de los alimentos y así poder nutrir a millones de personas en el mundo. Asimismo, destacó que la ciencia es la base de la agricultura nacional.
“Ojalá logremos convencer a la sociedad argentina de que el camino de nuestro desarrollo futuro requiere potenciar a los sectores en donde somos competitivos”, comentó Luis Zubizarreta, presidente de ACSOJA, quien está participando del evento en representación de la entidad, junto a Rodolfo Rossi, miembro del Comité Ejecutivo y ex Presidente de ACSOJA.
Las iniciativas de Brasil en la producción sostenible de soja
En la primera jornada del Congreso, Fabiana Villa Alves, directora del Departamento de Producción Sustentable e Irrigación, dependiente del Ministerio de Agricultura de Brasil, se refirió a la necesidad de producir más, con menos áreas, menos recursos naturales (agua, suelo, espacio) y emitiendo menos gases efecto invernadero.

Así, comentó que Brasil es una gran potencia en productos agropecuarios sustentables, muy ligados a la innovación. También es un agregado de valor para soja, carne, trigo y otros productos. Indicó que la sustentabilidad contribuye a la eficiencia cuando se produce en un área menor y que los créditos de carbono son óptimos indicadores de la eficiencia en la producción.

“Tenemos grandes oportunidades en soja y carne sobre bases sustentables. En 2020 comenzamos a trabajar con soja de bajo carbono y ahora hay otros productos de bajo carbono y carbono neutro como café y caña, por ejemplo”, señaló Villa Alves.

Cuando se habla de una marca de productos diferenciados y sustentables, significa crear valor sobre algo que se venía haciendo bien desde hace décadas.

“La agricultura sojera en Mercosur está basada en Ciencia. En Brasil 3 de cada 4 toneladas que crecimos en productividad, en el período de 40 años se la debemos a la ciencia. Nosotros tenemos políticas públicas que no son de un gobierno, sino de Estado. Pasaron varios gobiernos y el Plan ABC – Agricultura de Bajo Carbono- está en su segunda fase. Son 12 políticas públicas abarcando la sustentabilidad”, agregó.

Cada vez existe más presión por parte de los consumidores, los mercados y, sobre todo, los inversores. “Es un camino sin vuelta, hay 30 billones de dólares disponibles en fondos privados verdes. Son accionistas e inversores dispuestos a financiar para colocar recursos en empresas que tengan criterios claros. En soja tenemos ventajas reputacionales. Mostramos que Brasil tiene siembra directa, atracción de inversiones verdes, mitigación de riesgos y nuevas oportunidades y últimamente, la adhesión a las metas y compromisos mundiales”, destacó.

En Brasil, cuentan con protocolos públicos y privados (soja orgánica, soja sustentable soja bajo carbono) y estándares mínimos de conformidad a través de la legislación vigente. “Los estándares mínimos de conformidad están subiendo con los años, no debemos quedarnos cómodos esperando que las cosas pasen. Debemos crear metodologías, ecosistemas como ya han sido creados. Las reglas son nuestras con indicadores aceptados internacionalmente”.

Generar reglas significa desarrollar un activo que puede ser carbono, agua, biodiversidad o sustentabilidad, luego el instrumento para medir indicadores, índices y con qué se van a hacer esas herramientas. Así, hizo referencia a que en ganadería cuentan con cuero carbono neutro y carne bajo carbono, que son un ejemplo mundial. Hoy el Estado Mato Grosso do sul creó un Estado Carbono Neutro y tiene acciones en la soja, carne, caña de azúcar.

“Tenemos sistemas productivos de soja con bioinsumos de diferentes tipos para la reducción de los fertilizantes nitrogenados”.

Políticas sustentables
El Plan ABC es la política más grande a nivel mundial de sustentabilidad para el sector agropecuario que está impulsando Brasil. Comenzó en 2010 y ahora está en su segunda etapa.
“Teníamos la esperanza de alcanzar la superficie equivalente a una Alemania con una de las seis tecnologías y en 2020 conseguimos superar 50% nuestras metas y el 15% de mitigación de CO2”.

En octubre de 2020, se lanzó ABC+ con nuevas metas y tecnologías revisadas. Los objetivos son 72,68 millones de has, 208,40 millones de m3 residuos tratados y 5 millones adicionales de animales confinados en terminación intensiva. Estas metas fueron construidas con grupos de trabajo, convocando a investigadores de Embrapa, la sociedad civil y las asociaciones. Son metas factibles que traen desafíos. Hasta 2030 son mil millones de toneladas equivalentes de mitigación de Carbono.

“El gran objetivo del ABC+ es conseguir sistemas agropecuarios más sustentables, más resilientes y, por lo tanto, más competitivos”, concluyó.

Nuevas metas por tecnologías del Plan ABC+:
• 30 millones de has de pasturas recuperadas,
• 12,5 millones de has con siembra directa bien hecha,
• 10,10 millones de has de sistemas integrados con combinaciones,
• 4 millones de has de bosques implantados,
• 13 millones de hectáreas con bioinsumos, con promotores de crecimiento, fijadores de nitrógeno, etc.,
• 208,40 millones de deyecciones animales tratadas,
• 3 millones de has de sistemas de riego como grandes mitigadores y promotores seguridad alimentaria,
• 5 millones de animales más con terminación intensiva en confinamiento.

Entre el lunes 16 y el jueves 19 de mayo se lleva a cabo una nueva edición de Mercosoja, el encuentro que convoca el Embrapa (Empresa Brasileña de Investigación Agropecuaria), bajo el lema “Los Desafíos para la producción sustentable en el Mercosur”. Asimismo, se realiza el IX Congreso Brasileño de Soja (CBSoja). Ambos eventos se desarrollan en el Hotel y Convención Rafain Palace & Convention Center, en Foz de Iguazú, Brasil, y cuentan con transmisión vía streaming de algunas de sus Salas.
Para más información: http://cbsoja.com.br

Primicias Rurales

Fuente: Paula Vázquez

Trigo transgénico: Argentina es el primer país que lo aprueba y podría traer beneficios productivos

Trigo transgénico: Argentina es el primer país que lo aprueba y podría traer beneficios productivos

Rosario, Santa Fe, 16 mayo (PR/22) — El profesor del Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral, Dante Romano, alerta sobre la preocupación de los productores argentinos: a los aumentos de los costos en fertilizantes, fletes y combustible, se le suma el riesgo de nuevos impuestos:

“Trigo HB4, ¿mirando vaso medio vacío o medio lleno? Argentina es el primer país en autorizar la producción de un trigo transgénico generado por el convenio entre BIOCERES y CONICET. El vaso medio lleno: esta tecnología contribuirá a mejorar la eficiencia productiva. El vaso medio vacío: el destino del trigo es alimento humano casi directo y eso pone en guardia a los compradores y a la cadena comercial Argentina, que teme resistencia del consumidor y que tendrá que segregar el cereal. Esto generaría costos que serían trasladados al productor”.
“El USDA está pesimista sobre el rol de Ucrania en los mercados de granos. Más allá de que proyecta producción de maíz y trigo muy por debajo de lo esperado, las exportaciones seguirán en niveles mínimos”.
“Se complica el maíz en EEUU. La siembra tardía llevó a que se proyectara una sorpresiva merma de rindes para el ciclo 22/23 (habitualmente a esta altura del año se toman rindes tendenciales). Como también se hablaba de una caída de área, la producción bajaría en más de 16 mill.tt. el doble de lo que se esperaba”.
“Trigo superalcista. Los valores del trigo van rompiendo diques y dejan a los productores descolocados. Ya estamos por encima de 350 USD/tt (sobrepasar 200 en su momento generó sorpresa). ¿Las causas? Stocks mundiales en mínimos de 6 años y de EEUU en mínimos de 9, con Urania participando muy marginamlente del mercado”.

Sector por sector
Mercado internacional

“Mientras la soja pasa de un año ajustado a uno más holgado, maíz y trigo se complican por producción y ausencia de Ucrania en mercados internacionales”.

SOJA

“Mientras 21/22 sigue ajustado, se espera que Sudamérica recupere producción el año próximo, y también EEUU suba la oferta”.

MAIZ

“Dos sorpresas: el USDA estima rindes más bajos que los esperados para EEUU, y Ucrania seguiría sin exportar maíz”.

TRIGO

“Stocks siguen bajando, y Ucrania seguiría sin participar del mercado internacional en la visión del USDA”.

Sobre la Universidad Austral: Con sede en la Ciudad de Buenos Aires, Pilar y Rosario, es una institución de educación superior creada por la Asociación Civil de Estudios Superiores -ACES-, entidad civil sin fines de lucro, con personería jurídica e inscripta en el Registro Nacional de Entidades de Bien Público. La Universidad Austral promueve la investigación, imparte enseñanza de grado y postgrado, realiza programas de extensión, y brinda atención sanitaria desde su Hospital Universitario. Está constituida por las Facultades de Ciencias Biomédicas; Ciencias Empresariales; Comunicación; Derecho; Ingeniería; Hospital Universitario Austral; Parque Austral; IAE Business School; Escuela de Educación; Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales; Instituto de Ciencias para la Familia; Instituto de Filosofía.

 

Primicias Rurales

Fuente: Universidad Austral

Claves para lograr un correcto manejo nutricional y sanitario

Claves para lograr un correcto manejo nutricional y sanitario

En A Todo Trigo 2022, un panel de especialistas en sanidad agrícola y manejo nutricional brindó claves para cuidar los cultivos invernales y aumentar los rendimientos.

Buenos Aires, 14 de mayo (PR/22) .- Víctor Fabián Juan (UNICEN) y Lucrecia Couretot (INTA) abrieron el encuentro haciendo referencia a las distintas problemáticas que rodean a los cultivos invernales. En el caso de las malezas, Juan indicó que se debe tener una mirada integral y considerar distintos factores como el momento de la siembra (ya que hay épocas particulares donde los cultivos son más sensibles a la competencia que otros), el impacto del sistema de labranza y el manejo de residuos de cultivos anteriores.

En cuanto a las enfermedades, Couretot sostuvo que el manejo sanitario debe iniciar mucho antes del momento de la siembra.

“Tenemos que empezar viendo el poder germinativo, el vigor y la sanidad de la semilla. Si tenemos una problemática ahí, vamos mal. Podemos chequear todo con un análisis en laboratorio, analizar qué patógenos llevamos en la semilla, tanto habitantes como invasores de suelo. Hay que chequear la historia clínica de nuestros lotes y tener en cuenta los antecesores de las últimas dos o tres campañas”, afirmó la especialista.

Y a continuación agregó: “A simple vista nunca nos vamos a dar cuenta de la calidad de semilla que tenemos”.

A esa estrategia debe sumarse un correcto tratamiento en las semillas, tanto desde la formulación como desde la forma de aplicar insumos, y la complementariedad de ellos.

De cara a los desafíos sanitarios a futuro, Couretot remarcó la necesidad de que los profesionales regresen a los lotes para efectuar diagnósticos precisos, y pensar los comportamientos sanitarios como parte de un sistema.

Respecto al manejo nutricional, el especialista Martín Díaz Zorita hizo un llamado de atención: “Hay una limitante con la que convivimos todos los días que es la estrategia con la que planteamos el manejo de la nutrición. El 70% de los lotes se maneja con un nivel de incertidumbre. Si pensamos integralmente en la nutrición del cultivo tenemos una oportunidad de mejora”.

Para Zorita, el manejo nutricional no repercute solo en el rendimiento del cultivo ya implantado sino que también afecta a los cultivos siguientes. Así, una nutrición balanceada permitirá aumentar los rendimientos y la calidad de los granos, al igual que la cantidad de nitrógeno disponible.

¿Y cómo se puede mejorar la eficacia de uso de los fertilizantes? El disertante apuntó a la aplicación de dosis correctas de fertilización en el momento indicado, al uso de este insumo sólo en los lotes que lo requieran y a la correcta elección de nutrientes según los requerimientos específicos de cada cultivar.

“El diagnostico para elaborar estrategias de fertilización requiere conocer el sitio (productividad), requiere saber en qué escenario de fragilidad estamos”, concluyó Zorita.

El panel se completó con la disertación del agrónomo Martín Zamora (INTA), quien introdujo la cuestión del manejo nutricional en contextos de producciones agroecológicas.

Primicias Rurales

La cosecha de soja de primera en su tramo final

La cosecha de soja de primera en su tramo final

Buenos Aires, 13 mayo (PR/22) El avance de cosecha de soja cubre el 64,9% de la superficie apta reportando un rendimiento medio de 3010 kilos por hectárea.

Durante la última semana el Centro-Norte y Sur de Córdoba y ambos núcleos dieron por concluida las labores de recolección de cuadros de soja de primera.

“Paralelamente, el 45,9% de la superficie apta de soja de segunda ya fue cosechada reportando un rendimiento medio de 2.480 kilos por hectárea por encima de nuestra estimación inicial. Mantenemos nuestra estimación de producción de 42 millones de toneladas (MTn)”, sostuvieron los técnicos del Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la Bolsa de Cereales de Buenos Aiewa.

Mientras, la cosecha de cuadros de maíz con destino grano comercial no logra tomar ritmo en el centro y sur del
área agrícola nacional. A pesar de la mejora en las condiciones del tiempo, aún el porcentaje de humedad de los
cuadros tardíos del cereal se mantiene elevado.

Luego de relevar un avance intersemanal en las labores de sólo 0,8 puntos porcentuales, ya se recolectó el 25,8 % del área apta en todo el país. A la fecha el rinde medio nacional se ubica en 6730 kilos/Ha. Frente a este panorama, mantenemos nuestra proyección de producción para la campaña de maíz 2021/22 en 49.000.000 Tn”, afirmó el PAS.

Por último, la cosecha de lotes de sorgo granífero se concentra en sectores del este y norte del país. Gran parte de los cuadros recolectados se corresponden con planteos tempranos del cereal de verano. Los mayores avances se relevaron en las provincias de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires.

Ya se logró cosechar el 31,2 % del área apta a nivel nacional y una demora interanual en las labores de 1,1 puntos porcentuales, luego de relevar unprogreso interquincenal de 3,7 pp. La proyección de producción para la campaña 2021/22 se sostiene en 3.500.000 Tn, 0,1 MTn más que el ciclo previo (Producción campaña 2020/21: 3.400.000 Tn).

Primicias Rurales

Fuente: PAS

Cebada, un cultivo que no para de crecer en Argentina

Cebada, un cultivo que no para de crecer en Argentina

Buenos Aires, 13 de mayo (PR/22) .- La 11ª edición de A Todo Trigo dedicó un espacio importante a la cebada. ¿Cuál es el estado de este cultivo, qué perspectivas de mercados se avizoran en el plano nacional e internacional y cuáles son experiencias de dos colosos cerveceros que operan en la Argentina?
Ante un auditorio colmado -1700 personas participaron del primer día de A Todo Trigo 2022-, se desarrolló un panel dedicado a la cebada. En él se abordaron aspectos técnico/productivo —en un contexto marcado por crecimiento sostenido de superficie— y una coyuntura internacional favorable.
Así arrancó Iván Ullmann, asesor de mercados, que se volcó de lleno a analizar la realidad internacional. “Vivimos en un contexto global marcado por la guerra y el clima”, arrancó sin titubeos y consideró que la oferta mundial está muy afectada por el conflicto bélico entre Rusia a Ucrania (equivale al 30% de la cebada) pero también por la merma en la producción de Canadá (otro jugador importante), una Europa sin crecimiento productivo y una expansión de la demanda de China que no da tregua.
En este escenario, Ullmann consideró que hay condiciones “más interesantes” para que la cebada crezca en área y producción en la Argentina puesto que sus sistema productivo tiene potencial para captar espacios e ir “por programas de embarque ambiciosos”. Consideró que el productor debe hacer un cuidadoso diagnóstico, en un momento marcado por buenos precios pero también por los altos costos, principalmente de los fertilizantes nitrogenados y fosforados y advirtió que entre las amenazas latentes se encuentran la posibilidad del ingreso de cebada australiana a China (luego de una sanción) y, en el plano local, las siempre vigente incertidumbre política y económica argentina.
El asesor privado Mario Cattáneo destacó que la cebada experimenta un importante crecimiento. La cebada forrajera, por ejemplo, alcanza en la actualidad los 144 kg/ha por año. Esta realidad se produjo por varios factores, entre ellos el recambio varietal y la inversión tecnológica. Según este técnico, en la campaña 2021/22 la Argentina produjo un total de 5MT, de las cuales 1,2MT abastecieron la industria maltera local, mientras que 2,5MT se destinaron a las exportación forrajera y 1MT se comercializó al exterior como cebada destinada a la producción de cervezas.
En sintonía con su antecesor en el panel, Cattáneo consideró que la Argentina cuenta con condiciones agroecológicas y tecnologías de cultivo muy favorables para incentivar la producción de la cebada, aunque consideró que falta un abanico varietal más diversificado.
¿Pero qué sucede con los márgenes brutos? El asesor Fidel Cortese señaló que los cálculos para la zona de Tres Arroyos, por ejemplo, podrían alcanzar los 507,9 USD para la cebada de exportación, 490,8 USD para la cebada con destino a maltería y de 417 USD para la cebada forrajera. En tanto que para la zona de Bragado los márgenes serían menores y se ubicarían en los 307,6 USD para la cebada de exportación y con destino a maltería y los 260 USD para la cebada forrajera.
Luego llegó el turno de las malterías: INBEV-Quilmes, por un lado, y Boortmalt, por otro, dos gigantes cerveceros mundiales con ramificaciones en el país. Diego Caponi, de INBEV-Quilmes, destacó la enorme penetración que tienen en el mercado de cervezas con marcas emblemáticas como Quilmes, Stella Artoix y Patagonia, pero también destacó el rol social económico de estas compañía al emplear a 5.500 personas de manera directa y 130.000 de manera indirecta, con 6.000 proveedores (95% nacionales y muchos de ellos Pymes).

Primicias Rurales

Fuente: A todo trigo

La Bolsa de Cereales estimó una caída del 6 % en la producción de trigo y cebada para la nueva campaña 2022/23 a 25,9 millones de toneladas

La Bolsa de Cereales estimó una caída del 6 % en la producción de trigo y cebada para la nueva campaña 2022/23 a 25,9 millones de toneladas

Buenos Aires, 12 de mayo (PR/22) .- En el marco del Congreso “A Todo Trigo”, la Bolsa de Cereales realizó el Lanzamiento de la Campaña Fina 2022/23, donde presentó las primeras estimaciones para trigo y cebada. En un contexto de alta incertidumbre, tanto internacional como local, se estimó una superficie de cereales de invierno similar a la implantada durante el ciclo previo, de 7,9 millones de hectáreas; pero con una caída interanual del volumen de cosecha que resultaría en una disminución del aporte de las cadenas del trigo y la cebada a la economía argentina.

Describiendo las señales que recibieron los productores durante esta pre-campaña, Agustín Tejeda Rodríguez, Economista Jefe de la entidad, señaló que nos encontramos ante un escenario de alta incertidumbre, con precios internacionales en niveles históricamente altos, tanto de granos como de los principales insumos, debido a los efectos de la Guerra entre Rusia y Ucrania y disrupciones en las cadenas de suministros generadas por la reinstauración de cuarentenas estrictas, en un marco de bajos stocks mundiales. La suba de los costos afectó especialmente a aquellos cultivos más intensivos en el uso de tecnología, como son los casos del trigo y la cebada, que tendrían un aumento del 45% en los requerimientos de inversión este año.

En relación al escenario climático para la nueva campaña, Eduardo Sierra, especialista en agroclimatología aseguró que el estado de “La Niña” que se instaló durante la temporada 2020/2021 en gran parte del área agrícola nacional, y persistió a lo largo de la temporada 2021/2022, evolucionará hacia un “Neutral Frío”, contribuyendo a estabilizar la marcha del clima, en un nivel leve a moderadamente negativo. Las precipitaciones irán mejorando los niveles de humedad en el este del país a medida que nos acerquemos a la primavera. Además, afirmó que dicho escenario proveerá un ambiente favorable para la Cosecha Fina, ya que los cultivos invernales se adaptan bien a un ambiente sub-húmedo y fresco, que cubrirá sus necesidades de frío y reducirá la incidencia de enfermedades. En conclusión, se trata de una situación con riesgos manejables, que requerirá un planteo tecnológico/productivo prudente y riguroso en la campaña fina 2022/23.

Con este panorama, Esteban Copati, Jefe del Dpto. de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales, expresó que la superficie a ocupar con trigo durante este nuevo ciclo alcanzaría las 6,6 MHa, registrando una caída interanual ahora calculada en – 1,5 % (Superficie campaña trigo 2021/22: 6,7MHa), mientras que en el caso de cebada el área ascendería a 1,3 MHa, reflejando una expansión interanual del 8,3 %. Respecto a las proyecciones de producción en ambos cereales, la campaña podría presentar limitaciones en el uso de algunos insumos clave, como fertilizantes, ante una más desfavorable relación insumo/producto, lo que afectaría negativamente los rendimientos. En consecuencia, la proyección de cosecha ascendería a 20,5 MTn para el trigo, reflejando una merma interanual del -8,5%, mientras que en cebada se prevé una cosecha de 5,4 MTn, cifra que resulta en un incremento interanual del 3,8 %, explicado en mayor medida por la expansión del área sembrada.

Por su parte, Sofia Gayo, Analista del Dpto. de Investigación y Prospectiva Tecnológica, presentó los resultados del último Relevamiento de Tecnología Agrícola Aplicada. En la campaña 2021/22 el trigo alcanzó el 35% del área sembrada con un nivel alto de tecnología, relacionado principalmente a mejoras en la fertilización y el uso de productos biológicos para el

tratamiento de semillas. Luego, afirmó que aún queda trabajo por hacer para cerrar las brechas de nutrientes en el cultivo, que es lo que permitiría cerrar las brechas de rendimientos para alcanzar mayores niveles de producción. Por último, resaltó los desafíos para la campaña 2022/23, en la que el uso de ciertas tecnologías se vería restringido, por lo que el manejo técnico sería clave para hacer un uso más eficiente de insumos y recursos, lo que podría favorecer un mayor acercamiento a tecnologías 4.0.

Finalmente, al presentar las cifras de aporte económico de ambas cadenas, Tejeda Rodríguez destacó que se espera que las exportaciones disminuyan un 5% a USD 6.236 millones durante la nueva campaña, debido a la caída de las cantidades producidas, aunque se mantendrían muy por encima del promedio de los últimos años. Como consecuencia de la suba de costos, el Producto Bruto de ambas cadenas también se reduciría en un 10,5%, situándose en USD 6.354 millones, y se aportarían USD 1.782 millones en recaudación fiscal. Se indicó que este aporte estaría limitado por las actuales políticas agrícolas y comerciales y la expectativa de mayores restricciones. Con políticas más favorables a la producción, se podrían generar hasta USD 2.000 millones adicionales en exportaciones de trigo, cebada y subproductos. En este sentido, se señaló que Argentina está ante la oportunidad de consolidarse como un proveedor confiable de alimentos en tiempos inestables, lo que ofrecería una salida a la crisis actual y la posibilidad de un sendero de desarrollo. Para lograrlo, debemos repensar y priorizar la inserción internacional de las cadenas agroindustriales en la nueva geopolítica mundial, concluyó.

Fuente: Bolsa de Cereales de Buenos Aires

Primicias Rurales